Monasterios
Monasterios
de Aragón
Monasterio de Santa María de Obarra
< anterior Inicio España Aragón Huesca siguiente >
català
buscador contacto facebook

Huesca

Origen

El origen de este monasterio es confuso y existen diversas opiniones y versiones sobre los primeros años de su existencia, hecho que se agrava si tenemos en cuenta que en época posterior se confeccionaron diversos documentos falsos. La primera noticia que lo menciona está fechada el año 871, después pasaría por una época de decadencia que se acabó cuando recibió la protección de la casa condal de Ribagorza.

Su riqueza patrimonial, imprescindible para su subsistencia, se fue agrandando. Bernat I (conde de Ribagorza entre el 920 y 955) impulsó la vida monástica, además de procurarle diversas donaciones, entre las que se habla de un “tesoro”. En esta época se modificó la advocación del lugar que pasó de estar dedicado a san Pedro, a la Virgen. El lugar también se utilizaba como panteón condal.

Santa Maria d'Ovarra
Santa María de Obarra

Benedictinos

 

Santa Maria d'Ovarra
Iglesias de San Pablo y Santa María
Santa Maria d'Ovarra
Ábside central

Decadencia

A mediados de del siglo XI, Obarra entró en decadencia e incluso se secularizó. Finalmente este monasterio, junto con el de San Pedro de Taverna quedaron unidos al de San Victorián de Asán como prioratos suyos, no sin resistencias. Probablemente eso sucedió en el año 1078. Esta anexión sería confirmada con posterioridad por diversas bulas papales.

Obarra mantendría una cierta capacidad de maniobra y decisión sobre los asuntos que lo afectaban, pero esta situación se fue perdiendo. Incluso la vida comunitaria quedó reducida a la mínima expresión. Esta situación también facilitó la pérdida de posesiones y rentas.

En el siglo XIV Obarra recibió la protección de los señores de Mur de Pallerol, que ya habían mantenido relación con el lugar desde mucho antes. Entre el 1550 y 1557 se levantó el nuevo palacio prioral, construcción impulsada por el prior Pere de Mur.

Santa Maria d'Ovarra
Exterior de la cabecera

A finales del siglo XIV desapareció definitivamente el priorato de Obarra, en 1580 el lugar fue saqueado, continuó como simple santuario hasta que quedó abandonado. El 1874, ya disuelto el monasterio de San Victorián, Obarra pasó al obispado de Barbastro. Además del abandono, el lugar volvió a quedar afectado con la guerra Civil. En la segunda mitad del siglo XX se restauró la iglesia.

Santa Maria d'Ovarra
Palacio prioral
Santa Maria d'Ovarra
Palacio prioral

Los edificios

Del monasterio de Obarra quedan aún las iglesias de Santa María y de San Pablo, además de las ruinas del palacio prioral. La iglesia de Santa María es de planta basilical, con tres naves y tres ábsides. Tiene una sencilla portada orientada al sur, probablemente del siglo XI. A su lado la base de un campanario inacabado.

La iglesia o capilla de San Pablo es de reducidas dimensiones y probablemente se utilizaba por los fieles que se acercaban al monasterio, ya que la iglesia de Santa María estaría reservada a la comunidad.

Santa Maria d'Ovarra
Portada sur
Santa Maria d'Ovarra
Portada sur

Santa Maria d'Ovarra
Capitel de la puerta
Santa Maria d'Ovarra
Capitel de la puerta
Santa Maria d'Ovarra
Iglesia de San  Pablo

Bibliografía
- Manuel Iglesias Costa. El monasterio ribagorzano de Obarra. DDPCB. 1994
- Jo
rdi Boix i Pociello. Catalunya romànica XVI la Ribagorça. Enciclopèdia Catalana. Barcelona, 1996
 

Situación

El monasterio de Obarra está situado en la entrada del congosto del mismo nombre, por donde discurre el río Isábena


Monasterio de Santa María de Obarra

Baldiri B. - Junio de 2011